Sectores

Sectores

Fica, mesa redonda flamenco

En FICA, cada una de estas dimensiones culturales contará con un espacio propio en el que estarán representadas las diferentes industrias del sector en concreto.

Patrimonio cultural
La innegable riqueza del Patrimonio Histórico de Andalucía genera a su alrededor una gran actividad económica, no solo por el evidente atractivo turístico que supone, sino también por las actividades de conservación, difusión, formación, etc., que, cada vez más, tienen como protagonistas a la iniciativa empresarial y constituye un potencial de desarrollo de territorios tradicionalmente desfavorecidos, como el rural.

Material impreso y literatura
Gracias a las nuevas tecnologías, la industria editorial andaluza está desarrollando estrategias de mercado alternativas en el contexto de la globalización, proporcionando el soporte que la creatividad literaria de nuestra comunidad necesita para desarrollarse. Supone una fuente de empleo en sus múltiples subsectores (imprentas, distribución, traducción).

Archivos y bibliotecas
En la actual sociedad de la información, los archivos y bibliotecas toman un nuevo protagonismo, de la mano de las nuevas tecnologías tenemos bibliotecas virtuales, catálogos on-line, archivos digitalizados de fácil acceso desde cualquier punto del planeta, nuevas técnicas de conservación o de almacenamiento físico. En definitiva un gran número de posibilidades para profesionales, emprendedores culturales, investigadores y ciudadanos de a pie que exigen un esfuerzo de difusión e incluso de aprendizaje de nuevas tecnologías, así como de una gama de servicios y productos cada vez más amplios.

Música, flamenco y artes escénicas
Los espectáculos en vivo aglutinan tradicionalmente a su alrededor gran número de profesiones, artes, oficios, etc., además de la propia actividad artística, que constituyen un sector empresarial emergente. La mejora de las estructuras de gestión, de las estrategias de comercialización o el estudio de nuevas formulas de financiación son los retos que este sector se plantea a la hora de rentabilizar, en y para Andalucía, el de sobra conocido talento andaluz.
Hoy por hoy, la vitalidad y contemporaneidad de esta expresión artística, reconocida en el mundo como de primer nivel, universal en su esencia, nos proyecta más allá de la curiosidad antropológica y contribuye al posicionamiento de Andalucía y de su liderazgo artístico. Esta realidad nos exige una renovación y modernización de las estructuras empresariales del sector, cada vez más presente en los mercados internacionales, así como la creación de nuevos modelos de gestión multidisciplinar capaces de optimizar las diversas posibilidades que el flamenco ofrece, y que nos permita hablar ya de la economía del flamenco.

Artes visuales, plásticas y artesanía
Las épocas más significativas de la cultura en Andalucía, lo que podemos denominar siglos de oro, se corresponden con etapas de esplendor de los talleres y sectores profesionales, sobre todo en las artes plásticas y artesanías: momentos de gran desarrollo gremial. Hoy por hoy nos toca recuperar este espíritu y fomentar en este sector el asociacionismo, clave para el fortalecimiento del tejido empresarial.

Medios de comunicación, audio y audiovisuales, multimedia
Los medios de comunicación y los nuevos soportes para el sonido y la imagen tienen una función esencial en la sociedad contemporánea como vehículo de expresión y de comprensión de la opinión pública y de la realidad que nos circunda, hasta el punto de que la sociedad contemporánea se describe como sociedad de la información o del conocimiento.
El avance tecnológico y la trepidante aparición y evolución nuevos soportes se intuyen ya como el desencadenante de procesos socioculturales equiparables al de la aparición de la imprenta y, en Andalucía, nuevas generaciones de profesionales y empresarios dedican sus esfuerzo a estar en primera fila de esta revolución tecnológica y cultural.

Arquitectura, diseño y publicidad
Estamos literalmente inmersos en las producciones de este sector, omnipresente en nuestra vida cotidiana, que consitituye a menudo el factor diferenciador, un valor añadido de calidad imprescindible para posicionarse en los mercados. En sí mismo, o bien como complementario de otros sectores culturales, su peso en la actividad económica y empresarial andaluza cada vez es mayor y demanda plataformas, como FICA, que contribuyan al conocimiento dentro y fuera de nuestra comunidad, de este sector.

Actividades socioculturales
La cultura debe ser entendida como un derecho, no solo de consumo o creación profesional, sino como práctica individual y colectiva de los ciudadanos para su crecimiento personal y social y a su vez como elemento cohesionador de una sociedad intercultural. éste es el objeto de estas actividades profesionales y empresariales cada vez más demandadas.

Turismo cultural
Andalucía como destino turístico, ha incrementado en los últimos años la calidad y la cantidad de su oferta, basando su atractivo cada vez más en aspectos culturales, como el patrimonio histórico, la oferta de espectáculos y museos o las fiestas populares.
Este cambio progresivo de perfil turístico nos pone ante un reto empresarial: el de ofrecer servicios de alta calidad adaptados a la demanda de los visitantes, que ya no son los tradicionales de turismo de sol y playa. Es necesario diseñar productos culturales a partir de nuestros abundantes recursos patrimoniales que sean atractivos, accesibles, bien señalizados o explicados por personal cualificado.
La difusión de esta oferta y de la imagen-marca de Andalucía y de sus territorios, es otro de los desafíos que, desde esta Feria de las Industrias Culturales de Andalucía, queremos abordar.